CUIDADO DE LA SALUD VISUAL Y OÍDOS EN VERANO

El cuidado de la salud visual es muy importante. Pero no sólo hay que tener en cuenta consejos en invierno por el frío o en primavera por alergias…De hecho, recientemente os informamos sobre los síntomas de alergia en primavera en ojos y oídos. Pero, también, como profesionales de la visión somos conscientes de la importancia de cuidar la visión incluso en verano. Y es que, en verano, al alargar el día y con las ganas de salir a veces no somos conscientes… Precisamente el verano, es una época en la cual en lugares de playa la exposición al ultravioleta se incrementa. Es importante tomar conciencia de que su radiación es nociva en todas las situaciones. Aunque en la playa se incrementa la exposición al ultravioleta por el reflejo en el agua y en la arena. 

Para cuidar la visión en verano, desde los centros Natural Optics ubicados por toda la geografía española te proporcionamos consejos de interés. Aunque no sólo eso, ¡también el cuidado de tus oídos nos importa! Por ello, también te informamos sobre unas cuantas recomendaciones para que tengas en cuenta. 

Cuidado de la salud visual, ¿cómo en verano?

En la playa es importante que te protejas adecuadamente de la exposición al ultravioleta. Para ello, te recomendamos que utilices para la piel cremas de protección de factor elevado. Aunque, ¡la visión también deberás protegerla! En concreto, para la playa se deben utilizar gafas de sol homologadas adquiridas en un establecimiento óptico. De esa manera te asegurarás de que tus ojos están protegidos frente a la luz ultravioleta. Pero también, que tus gafas de sol cumplen con la normativa europea. Tu visión importa, por lo que una adecuada gafa de sol te evitará lesiones oculares por el sol. 

Ante cualquier duda acude a tu óptico-optometrista de confianza. Te aconsejará sobre la gafa de sol más recomendable para el cuidado de la salud visual. Y además te proporcionará otros consejos importantes para el verano. Como no abrir los ojos al sumergirse en el agua si no llevas gafas de nadar o máscaras de buceo. Además, si utilizas lentes de contacto, te aconsejará que en días de playa utilices lentes desechables. Así, te evitarás su mantenimiento. Y como te hemos comentado, el optometrista no sólo te informará sobre el cuidado de la salud visual en verano. También te proporcionará consejos para que cuides tus oídos. ¡Sigue leyendo!g

Pero, ¿cómo cuidar los oídos?

En realidad, el verano es una época en la que también se pueden manifestar molestias auditivas. De hecho, pueden producirse por la acumulación del agua de las piscinas o del mar se acumule en los oídos. Para prevenirlo, es importante utilizar tapones para los oídos si vas a nadar. También existen productos que permiten que se evapore el agua antes de que se acumule y produzca alguna posible infección. Desde los centros Natural Optics recomendamos que cuides tu vista y la salud auditiva en verano. Y ante cualquier duda o posible molestia no dudes en visitar a tu óptico-optometrista.

LENTES DE CONTACTO PARA NIÑOS, ¿SÍ O NO?

El globo ocular no está totalmente desarrollado al nacer. Sino que se irán produciendo cambios durante los primeros años de vida, hasta completar su madurez. De hecho, el proceso de madurez del ojo no finaliza hasta aproximadamente la adolescencia. Y es precisamente durante el proceso de madurez del ojo cuando la visión del niño puede cambiar. En concreto, el globo ocular tenderá hacia la emetropía. Es decir, cuando los rayos de luz focalizan directamente sobre la retina no siendo necesario utilizar gafas de vista. No obstante, en ocasiones puede que no se obtenga una visión perfecta… Ello sucede cuando los rayos de luz no focalizan justamente sobre la retina. En presencia de miopía, hipermetropía o astigmatismo será necesario utilizar gafas de vista o lentes de contacto para niños.

¿Pero son convenientes las lentes de contacto para niños o no? Desde los centros de optometría Natural Optics ubicados por toda la geografía española te informamos sobre las lentes de contacto para niños. 

Lentes de contacto para niños, ¿son convenientes?

Estamos más acostumbrados a que se utilicen gafas de vista para niños cuando tienen miopía o hipermetropía. Concretamente, la miopía en la edad infantil está siendo un problema que va en aumento. De hecho, definir el mejor tratamiento de la miopía en niños está siendo motivo de debate incluso en congresos. Por ejemplo, en el congreso de optometría OptoMeeting Valladolid que se celebró del 14 al 16 de junio de 2019 fue motivo de debate. Y es que la adaptación de lentes de contacto para niños es otra de las alternativas posibles. Pueden ser una alternativa de elección en aquellos niños en los que las gafas graduadas de vista supongan una limitación. Aunque como en cualquier lente de contacto es necesario realizar revisiones en mayor profundidad. Además, en el caso de los niños, todavía son más importantes las exploraciones visuales.

Por ello, recomendamos visitar al óptico-optometrista para que realice una exploración para conocer si la adaptación de lentes de contacto en niños puede realizarse. Además, el profesional de la visión informará sobre las indicaciones de las lentes de contacto en niños. Y no sólo eso, sino que concienciará sobre la importancia de la higiene de las lentes de contacto.

La higiene y mantenimiento de las lentes de contacto para niños

Si en un adulto el mantenimiento de las lentes de contacto es importante, todavía en niños lo es más… De hecho, una de la problemática que puede surgir es esa… Es necesario que los padres conciencien a los niños se tienen que responsabilizar del cuidado de las lentes de contacto. Y es que recuerda que una lente de contacto es una superficie extraña que se adapta sobre la superficie ocular… Por ello, la higiene de las lentillas y su mantenimiento es muy importante tanto en adultos como en niños. Desde Natural Optics recomendamos visitar al óptico-optometrista para que te informe sobre todas las peculiaridades de la adaptación de las lentillas para niños. No obstante, en caso de no poder adaptarse comentará otros posibles tratamientos o alternativas para mejorar la salud visual de los niños.